martes, 30 de septiembre de 2014

Paola Salvadores: “De a poco la información que tiene que ver con nosotras se va tratando un poco mejor”


En el marco de las recientes coberturas mediáticas que los medios nacionales realizaron frente a los últimos casos de femicidios en el país, la periodista local Paola Salvadores analizó la violencia mediática ejercida hacia la mujer y cómo se construye un relato que las revictimiza.

La periodista Paola Salvadores conduce desde hace más de dos años el programa radial sobre género y diversidad “Mami me dijo” que emite radio Voces 87.7, los martes a las 18:30. En 2013 Salvadores realizó el primer tramo de una diplomatura en Comunicación en Género “Comunicación por la igualdad”.

Desde ese lugar analizó las recientes coberturas que repiten antiguos esquemas que en tiempos actuales se enmarcan en violencia mediática contra la mujer. “La violencia mediática ejercida hacia la mujer no es tan sólo puntualmente en estos casos, sino que es permanente porque la violencia se ejerce también ignorando”, consideró.

“No puedo creer que todavía a esta altura haya medios que no tengan lenguaje inclusivo y por disputas políticas ahora se considera que el lenguaje inclusivo le pertenece a la Presidenta y no es así”, expresó Salvadores mientras agregó que “en el marco de la diplomatura en Comunicación en Género con mujeres de Buenos Aires que tienen trabajos en Observatorio de Medios, que sacan porcentajes todos los años de cómo se nos ignora y se titulan las notas que tienen que ver con nosotras.

Cómo se nos sigue objetivizando desde los medios es violencia también porque eso da pie para muchas otras cosas, sobre todo leer lo que la gente, incluso mujeres, opinan de esas cosas”.

Para la periodista “hay como 500 años de retraso, todavía el patriarcado nos sigue mandando y gobernando por eso es que del otro lado se crean movimientos con tanta fuerza y tan radicales por los derechos de las mujeres, está bien que suceda porque es la única manera de cambiar un poco las cosas”.

Precisó que “una mujer muere cada 30 horas por violencia machista en este país y como comunicadores/as tenemos una responsabilidad con eso, somos los que marcamos tendencia y hasta somos material de consulta muchas veces entonces la responsabilidad que tenemos que tener al transmitir ese tipo de cosas va mucho más allá de cualquier postura política”.

Agregó que “estamos hablando de nuestras madres, nuestras hijas, seguimos peleando por un trato igualitario y hay mujeres que se oponen a eso y es comprensible porque han vivido bajo el pie del hombre 500 años”.

RELATO MEDIÁTICO

Respecto al relato mediático que se va construyendo y a contracara de eso, los pequeños pasos que se dan en esta materia, Salvadores analizó que “ese camino se recorre apoyando y dándole más lugar a los medios comunitarios que son un poco los que muestran lo que nadie muestra, los que se salen de la agenda, los que marcan una agenda propia y los que visibilizan este tipo de problemática, e ir tomando lugares de poder y de decisión en los medios”.

Consideró que “podemos tener mil redactoras mujeres en un diario pero si la cabeza es masculina y patriarcal y machista, el mensaje sigue siendo igual”.

Para cambiar esa realidad, Salvadores propuso que “primero tenemos que ir a la capacitación, me parece que todos los medios tienen que cambiar sus manuales de estilo e ir tomando nosotras las mujeres esos lugares donde se toman decisiones porque si esperamos que sean buenamente cedidos no lo van a hacer nunca, entonces hay que ir infiltrándose a lo más profundo de la trama de la comunicación para que esto salga a la luz”.
Según Salvadores “las mujeres que trabajan en observatorios, en la red PAR, ELA, se capacitan todo el tiempo y el feminismo es una corriente filosófica que todo el tiempo se está renovando en la lucha por la igualdad y hay que basarse en esos estudios para poder cambiar las cosas de a poco, en esos observatorios también se va notando cómo de a poco se da el cambio”.

En tal sentido, la periodista señaló que “de a poco progresivamente la información que tiene que ver con nosotras se va tratando un poco mejor a pesar de estos reveses durísimos”. Agregó que “me resultaba increíble que la ley provincial 8.166 la conocemos por una nota de Mariana Carvajal en Página 12 y lo más terrible era que había sido reglamentada en tiempo récord, apenas asume Beder Herrera y había estado Susana Trimarco unos días antes, sacan esa ley donde se estigmatiza la prostitución, donde se promueve la existencia de explotadores de las mujeres, donde se promueve la existencia de bares y wiskherías, con habilitación”.

Para Salvadores “es terrible y nos debería avergonzar como riojanos. Mientras tenemos organizaciones que luchan día a día contra la trata tenemos un gobierno que legisla de esa manera”.

Precisó que “está bien la reforma pero la ingerencia de la Policía no tiene que estar, una institución tan sospechada de corrupción, que han tenido que ver en casos de trata, donde está probado que Marita Verón fue trasladada en un patrullero policial, la Policía misma avisó del allanamiento para que la trasladaran, comisarios que tienen negocios en prostíbulos, eso también tiene que cambiar. La Policía no encuentra a las chicas”.

FRENTE ANTIPATRIARCAL

Uno de los espacios donde las mujeres confluyen para debatir estas temáticas es el “Frente riojano antipatriarcal”, que Salvadores también integra, “es muy bueno que pasen estas cosas en La Rioja donde de estas cosas no se habla, donde a mí me golpean y el Estado lo que me propone es que aprenda a bailar bachata”, consideró.

Agregó que “tenemos un gobierno patriarcal, unipersonal. Nos seguimos manejando con el cupo femenino y esa es la mayor muestra de que todavía no hay igualdad, sino seríamos reconocidas por nuestras propias habilidades y capacidades, pero no podemos llegar ahí si no es con la unción de un santo hombre que nos permita”.

Para la periodista “uno o dos cursos contra la violencia no son suficientes, hace falta un trabajo más profundo y para eso están las organizaciones sociales porque muchas veces el Estado no llega pero deben dar lugar, convoquen a estas organizaciones que integran mujeres muy serias y que tienen un interés real para que las cosas cambien y mejoren para todos/as”.

Este es un movimiento que empezó a crecer y donde se debate sobre el aborto porque tienen que llegar a una conclusión viable para todas, el Estado tiene una deuda enorme en salud pública con las mujeres. Desde ese frente se han armado muchas acciones (Facebook/Frente Riojano Anti-patriarcal)

PODER Y DECISIÓN

Salvadores reflexionó que “hablamos de las mujeres en los medios como víctimas revictimizadas y como comunicadoras, hay que tomar esto con mucha más responsabilidad, empezar a capacitar al personal de todos los medios de comunicación en lenguaje igualitario, trabajar mucho más sobre todos los niveles de violencia que hay contra las mujeres permanentemente”.

Para finalizar y a modo de conclusión recomendó “dejar de repetir como loros que como tenemos la capacidad de engendrar vida tenemos un puesto, no es así, es todo lo contrario, los cordones de pobreza más grandes los engrosamos nosotras, abandonadas y con seis hijos a cargo, sin trabajo, cobrando menos por igual trabajo.

Hay que empezar a tomar los lugares de poder y decisión y hoy hay muchas mujeres capacitadas para esos lugares de decisión y no se nos permite. Hay que seguir peleando, luchando y capacitándose y tomando el oficio de comunicadores con más responsabilidad, saber qué generamos a través del mensaje que damos y la AFSCA tiene que estar mucho más presente”.

---FRASES---

*** “Una mujer muere cada 30 horas en este país por violencia machista y como comunicadores/as tenemos una responsabilidad con eso”

*** “Uno o dos cursos contra la violencia no son suficientes, hace falta un trabajo más profundo y para eso están las organizaciones sociales”.

Foto: Muestra fotográfica "Mujer tenías que ser" de la Cooperativa Amalaya

Fuente: Diario El Independiente

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada